Envíos gratuitos a partir de 49€
logo

Tensiómetros

Guía de compra para tensiómetros

Los tensiómetros son dispositivos de medición con los que puedes conocer los niveles de tensión y presión arterial sobre los vasos sanguíneos. En función del estado de salud de cada persona, este equipo nos permite evaluar las subidas y las bajadas de tensión.

¿Cómo funciona un tensiómetro?

Su uso es muy sencillo. Basta con encender el dispositivo, introducir el brazo en el manguito y esperar a que se hinche. Una vez acabado el proceso, el manguito recupera su estado normal. Entonces podrás sacar el brazo y observar tus resultados.

¿Cómo se mide la tensión arterial con los tensiómetros de brazo?

Para evitar ciertos errores de medición, lo adecuado es tomar ciertas precauciones. Por ejemplo, si has comido recientemente o has tomado alguna sustancia con cafeína, conviene esperar al menos media hora antes de realizar una medición. Además, debes procurar seguir estos consejos:

-Sentarte en posición cómoda, con la espalda recta y sin cruzar ni los tobillos ni las piernas.

-Colocar el brazo izquierdo a la altura del corazón y tenerlo apoyado para evitar movimientos.

-Introducir el brazo en el manguito y colocarlo justo por encima del codo.

-Fijarlo bien y dejar un espacio suficiente para introducir la yema del dedo bajo el manguito.

Tipos de tensiómetros

Podemos clasificar los tensiómetros en varios modelos. En función de la medición, diferenciamos los tensiómetros de brazo y los tensiómetros de muñeca. Por otro lado, podemos distinguirlos en función del sistema de medición. Aquí encontramos tensiómetros analógicos y tensiómetros digitales.

Los tensiómetros de brazo registran la lectura de la presión arterial mediante un brazalete. Su mayor ventaja es que realizan la lectura a la altura del corazón, donde solo existe una arteria y, por eso, la medición es más precisa. No obstante, la práctica es fundamental para realizarla bien, sobre todo si se hace con un equipo analógico.

Por otro lado, los tensiómetros de muñeca suelen ser digitales y tienen un manejo sencillo, aunque nunca hayas utilizado uno. El mayor hándicap es que no llevan a cabo la medida a la altura del corazón y eso puede hacer que el resultado no sea tan preciso como los anteriores. Sin embargo, a nivel económico son más asequibles.

En el ámbito doméstico, lo ideal es utilizar tensiómetros digitales debido a la facilidad de uso, ya que no requieren conocimientos especiales. Los dispositivos te ofrecen una lectura con los registros mínimos y máximos.

Preguntas frecuentes sobre tensiómetros

¿Para qué sirven los tensiómetros de farmacia?

Estos dispositivos nos permiten medir la tensión arterial. De este modo, desde casa podemos llevar un control de diferentes parámetros en caso de padecer algunas enfermedades cardíacas.

¿Cuáles son los valores normales de la tensión arterial?

La tensión arterial sistólica se sitúa entre 80 y 120. En cuanto a la diastólica, los parámetros de referencia se encuentran entre 60 y 80.

¿Cuáles son los mejores tensiómetros para usar en casa?

Nuestra recomendación es que utilices un tensiómetro digital automático o semiautomático. Podrás escoger entre los de muñeca y los de brazo, eso depende de tus preferencias.

¿En qué fijarse antes de comprar un tensiómetro?

Cuando llega el momento de comprar un tensiómetro en la farmacia, lo primero que debes tener en cuenta es la talla y la homologación del equipo. Por ejemplo, los tensiómetros Omronson sinónimo de seguridad y calidad.

Consejo farmacéutico

Evita tomar la tensión tras beber alcohol, fumar, hacer ejercicio físico o tras haber comido, puesto que los valores obtenidos pueden ser erróneos.

Marcas más buscadas de tensiómetros

Medisana | Omron | Braun | Aposán